LOS DESAGRADECIDOS, ORGULLOSOS Y PREPOTENTES

NUESTRA MAYOR OPORTUNIDAD

     A veces no entendemos por qué terminamos haciendo cosas sin sentido con alguna persona, al decir cosas, me refiero por ejemplo a ofrecer nuestra amistad desinteresada, prestar dinero o nuestras pertenencias, o en algún caso echarnos la culpa con tal de defender a otro cuando vemos que lo necesita.

Cuando dichas acciones son reconocidas y agradecidas por la otra persona, nos sentimos satisfechos, y cuando nos pagan con bien el bien que les hicimos nos sentimos más satisfechos y felices de haber podido ayudar. Pero, cuando en vez de eso nos encontramos con una actitud desagradecida, orgullosa y prepotente de parte de la persona a la que le hicimos bien, es inevitable sentirnos usados y despreciados hasta el punto de causarnos tristeza, más aun, cuando dejamos por un lado nuestro trabajo, entiéndase trabajo por toda actividad en que ocupemos nuestra fuerza y tiempo, es ahí donde tenemos que tomar una decisión, la decisión de decidir, pagar con bien, al que nos pagó con un mal el bien que le hicimos; se que suena ridículo y tonto (para el hombre inconverso), pero existe una razón y un propósito que va más allá de nuestro entendimiento limitado.

La mayoría, claro que queremos que un familiar, un amigo, un compañero o quien sea alcance la salvación y sea feliz, pero cuando les hablamos del mensaje de salvación en la mayoría de los casos es rechazado, debido a que se lo transmitimos de una manera no apropiada, entonces preguntarán, Jonnathan ¿cuál es la forma apropiada?, según mi experiencia, considero, que al hacer alguna de las cosas que mencioné al principio de esta nota y no recibir de la otra persona lo que esperamos, ni un simple gracias, en vez de sentirnos mal, nos deberíamos sentir agradecidos con Dios, por haber sido utilizados por Él para una buena obra, y saber que nos convertimos con esto en pescadores de hombres, porque hemos sembrado una semilla de bien, es decir, la Palabra en ejecución, y como sabemos, la Palabra jamás regresará vacía.

Las personas no le entregan su vida a Dios, porque no creen en Él, no creen en Él porque no lo miran y no lo sienten, ahora pues propongo, que le mostremos a las personas por medio de nosotros que Dios existe y que está interesado en sus vidas. Que no les digamos que Dios está para ayudarles aún cuando ellos lo desprecian y no se interesan en Él, si no que ellos puedan ver a Dios a través de nuestra actitud hacia ellos, una actitud humilde y de servicio, créanme que impactaremos a esas personas a tal grado que genuinamente serán hechos hijos de Dios por el testimonio que vieron en nosotros, reconozco que no es nada fácil, al contrario, es en extremo desgastante y complicado. Quiero ahora terminar, con la escritura que dice: “No nos cansemos de hacer el bien, porque a su tiempo recibiremos la recompensa”.



En el AMOR de Dios, Jonnathan E. Sis Carrillo


DIOS quiere bendecirte 
Queremos orar por ti, pero Dios necesita que ores tú primero y que le digas que crees que Él puede cumplir su perfecta voluntad en tu vida y en la de los tuyos. Esto solamente lo puedes hacer conociéndolo, te invitamos a conocer más de Él estudiando la siguiente serie acerca de Cómo descubrir la voluntad de Dios.



  En su AMOR, Jonnathan E. Sis Carrillo y su equipo        

Si necesitas oración en este mismo instante da clic aquí y uno de los miembros de nuestro equipo te atenderá.
NO SEAS INTELIGENTE

       La inteligencia es buena, según la wikipedia es la facultad de la mente que permite aprender, entender, razonar, tomar decisiones y formarse una idea determinada de la realidad. Aparentemente la inteligencia va de la mano del éxito y de la prosperidad, me topo siempre con personas que en sus tiempos de estudios fueron los promedios más altos, pero en la actualidad están muy lejos del éxito y se topan con el muro de la decepción, no tiene el empleo que siempre pensaron tener, ni tienen la familia que siempre quisieron tener; por otro extremo conozco personas que tienen un aparente éxito, fueron buenos promedios en sus tiempos de estudio, ahora tienen una bonita familia y el empleo que muchos quisieran tener, lo tienen porque han sido inteligentes, pero la inteligencia no compra una familia unida y solida, ni una vida prospera y con salud. La inteligencia hace que comprendamos, por ejemplo el Decreto 90-97 del Congreso de la República, que la gran mayoría conoce parafraseadamente que el consumo de bebidas embriagantes causa serios daños a la salud de quien las consume. La interrogante que pone en tela de juicio a la inteligencia es ver que el ser humano caído pasa por alto su propia inteligencia y hace exactamente lo que atenta contra su familia, contra su empleo, contra su propia salud y peor aun en contra del mismo Dios que lo creó, este solamente es uno de los casos que se da, conozco a personas inteligentes, que su falta de carácter los ha dejado pobres, enfermos, divorciados, con hijos que les causan desdicha y un sin numero de situaciones que ellos mismos han provocado. No es cuestión de ser inteligente, es cuestión de carácter, carácter para ser sabio, si bien todos somos inteligentes no todos somos sabios, que no es más que la aplicación del conocimiento en el momento pertinente.

Seamos sabios, no nos juntemos con personas que nos alejan de una vida sana, de una vida prospera en todas las áreas de la vida, juntémonos con personas que nos acerquen un tanto más a la vida buena que deseamos, rodeemos de personas que nos instan a ahorrar para los dias malos y de vejes, y que no nos incitan a gastar en cosas que solamente destruyen nuestro cuerpo y nuestra mente. Es mejor pasar por el breve momento del rechazo de parte de personas que no nos convienen, a pasar por el amargo trago de lastimar a las personas que amamos. Recordemos que los sabios viven muchos años y con abundancia de todo lo bueno, una buena familia, una buena jubilación o seguro económico, una buena salud y sobre todo con felicidad rodeado de personas que comparten la misma dicha. Les dejo con lo que dice Primera de Corintios capitulo quince, versos treinta y tres y treinta y cuatro: «¡No se dejen engañar! Bien dice el dicho, que Las malas amistades echan a perder las buenas costumbres. Piensen bien lo que hacen, y no sigan desobedeciendo a Dios. Algunos de ustedes deberían sentir vergüenza de no conocerlo». Mejor no seas inteligente, decide ser sabio y te irá muy bien, aprende de los errores de otros y evita cometerlos tú, cuando bien sabes todo lo que traen esos errores y que se pagan caro.



       Es grato suscribirme,
Jonnathan E. Sis Carrillo



     Conviértete en un Socio del Reino comprando el Audio CD de esta conferencia en la Tienda del Reino y extendamos juntos el Reino de Dios regalando la Palabra a personas que si bien no asistirían a una iglesia, pero si escucharían esta conferencia en la comodidad de su hogar, donde aprenderán a la luz de la Palabra de Dios soluciones practicas para la vida cotidiana. De cualquier manera puedes escuchar este tema gratuitamente dando un clic sobre la imagen.
Sí tan solo tres millones de guatemaltecos, aportáramos UN QUETZAL se le podría regalar UNA BIBLIA A CADA SOLDADO y POLICÍA del país. 


Ante todo recomiendo que se hagan peticiones, oraciones, súplicas y acciones de gracias a Dios por toda la humanidad. Se debe orar por los que gobiernan y por todas las autoridades, para que podamos gozar de una vida tranquila y pacífica, con toda piedad y dignidad. Esto es bueno y agrada a Dios nuestro Salvador, pues él quiere que todos se salven y lleguen a conocer la verdad. 1ª Timoteo 2:1-4
¡Conviértete en un agente de cambio! para más información da clic sobre la boleta.
Para iniciar solamente creamos que Dios puede y quiere cambiar nuestra realidad con una palabra de su boca y traernos a una vida viva, donde con el gozo de la salvación disfrutemos cada instante y seamos bendición. "Pero Él se acercó y les dijo: Dios me ha dado todo el poder para gobernar en todo el universo. Ustedes vayan y hagan más discípulos míos en todos los países de la tierra. Bautícenlos en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Enséñenles a obedecer todo lo que yo les he enseñado. Yo estaré para siempre con ustedes, hasta el fin del mundo." Dios me vio desde que era un embrión y me dio un propósito único en el mundo, nací en Guatemala para transformarla, tengo los padres que tengo porque son exactamente los que necesitaba para cumplir con mi propósito, me asombra ver como cada día sin que me aflija por encontrar el camino para cumplir mi propósito Él me lo ilumina para que sepa diferenciarlo y milagrosamente me abre las puertas y conozco a personas que me encaminaran y algunas otras me acompañaran a mi destino. Y estoy convencido que todo lo que me ha acontecido al día de hoy estaba plenamente diseñado para poder prepararme y forjarme para que cuando lleguemos a mi destino, yo pueda estar agradecido.

Sección en construcción...